Un debate epistemológico de puta madre

Las cuatro esquinas del mundo

Leo que Iglesias elogia el panfleto. Y yo elogio su sinceridad. Los diputados de Podemos, liderados por Iglesias, son partidarios entusiastas de la acción. En cierto sentido eso es lo que es un panfleto. No digo que no pueda haber inteligencia detrás de un panfleto, pero por definición esa inteligencia no se dirige a desarrollar un argumento. El panfleto es breve, manipulador, a menudo difamatorio y siempre es contra alguien o algo. El que usa panfletos puede que quiera convencer, pero desde luego no está dispuesto a ser convencido. Por eso el panfleto es una llamada a la acción: tengo razón y punto, tú eres un mierda y si protestas te arreo un mamporro. Un panfleto es, en suma, una muestra de mala educación. También es una muestra de mala educación entrar en un parlamento y dedicarte habitualmente al teatro (ellos lo llaman visibilización), utilizando cartelitos, camisetas y eso tan…

Ver la entrada original 348 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s